¿Tomar antibiótico sin prescripción médica?

Hay veces en las que no tenemos claro el uso de antibióticos y se está dando cada vez más un uso inadecuado de los mismos generando graves problemas de salud pública.

¿Qué son los antibióticos?

Los antibióticos son medicamentos de prescripción médica que matan o impiden el crecimiento de algunas bacterias para curar infecciones bacterianas. Es importante saber que no sirven para todo tipo de infecciones, por ejemplo, no sirven para infecciones causadas por virus, como el virus de la gripe.

Para empezar, queremos dejar claro que nunca debes tomar antibiótico si no te lo ha recetado tu médico. Es por ello que debemos evitar guardar las sobras de los tratamientos antibióticos que ya hayan finalizado. Cuando nuestro médico nos receta un antibiótico, lo hace en relación a la infección que estamos sufriendo, los fármacos que tomamos de manera habitual y nuestras condiciones del momento. Nos receta un antibiótico distinto según los síntomas que suframos así como también cambiará la dosis y las pautas a seguir.

Ingerir un antibiótico cuando no lo necesitamos genera resistencias en nuestro organismo

Tomar antibióticos cuando no se necesita, la mala elección del antibiótico o una administración inadecuada puede dar lugar a resistencias, y cuando realmente se necesite su efecto las bacterias pueden ser resistentes a él. ¿Sabes qué significa esto? Que las probabilidades de curarte tomando el mismo antibiótico cuando realmente lo necesites serán menores. Por ello, sólo debemos tomarlos bajo prescripción médica.

Para infecciones causadas por virus, como el virus de la gripe y el resfriado común, también debemos ir al médico, pero lo mejor es prevenirlos, sobre todo en estas épocas del año que empieza el frio y bajan nuestras defensas. ¡Consúltanos si necesitas más información!

×